EL HERALDO SUSCRÍBETESuscríbete a EL HERALDO
El id es:node/152755
Invitado 08 de Junio de 2019

La ‘reconstrucción’ que hace Ximena Ríos en la medicina

El usuario es:
Foto: Orlando Amador Rosales

La ibaguereña está radicada en Barranquilla desde hace dos años. En su rol como profesional de la salud asegura que viene desarrollando una unidad ortoplástica en una clínica de la ciudad, en la que pueda realizar microcirugías reconstructivas.

Loraine Obregón Donado - Instagram:@soyloraineo
Compartir:

Aunque la ortopedista y traumatóloga Ximena Ríos Garrido nació en el municipio de Ibagué, su crianza se dio en Cali, justamente en la ciudad de origen de su padre biológico: Hernán Ríos.

Fue criada por su mamá María Alejandra Garrido y su padrastro Hernando Montoya, quien es médico. Estudió Medicina en la Universidad Libre de Cali e inició a la edad de 16, años que fueron suficientes para tener clara su vocación: ser profesional de la salud. Esa proyección manifiesta que estuvo afianzada por las veces que de pequeña su padrastro la llevaba a los hospitales.

“Cuando inicié en mis estudios reconfirmé que era la carrera que me apasionaba (...) y a medida que fui creciendo me fui orientando hacia las áreas quirúrgicas. En todo este proceso fueron vitales mis dos papás y mi mamá, quien siempre ha sido el motor de mi vida”.

Su gusto por la ortopedia y la traumatología emergió al realizar su rural en Ambalema (Tolima). En esta experiencia tuvo contacto con personas que presentaban fracturas, practicándoles inmovilizaciones y reducciones. La suma de lo anterior la llevó a descubrir que esta era su pasión. Al culminar el rural, regresó a Cali y contactó a varios amigos con el ánimo de tocar algunas puertas.

“Primero fui ayudante del reconocido ortopedista Mario Figueroa, en el Centro Médico de Imbanaco. Con él entré a varias cirugías del centro médico y me conectó con el doctor Humberto Delgado, quien es el director del programa de Ortopedia y Traumatología de la Universidad del Valle, y quien me dio la oportunidad de trabajar en su clínica privada”.

Durante cinco años se desempeñó como médico hospitalario de ortopedia en la sala de urgencias de fracturas del Hospital Universitario del Valle. Allí asegura que completó su entrenamiento para luego especializarse en Ortopedia y Traumatología, que llegó a realizar en Bogotá. En este tiempo de aprendizaje dice que nació el amor por la cirugía reconstructiva. Por tanto, al culminar la especialidad, llevó a cabo, en Europa,  el  máster en Microcirugía Reconstructiva en Extremidades.

La medicina para Ximena “es su vida, es su pasión y es lo que a diario hace con amor”.

“Es un máster que se hace con la Universidad Autónoma de Barcelona, pero que tiene convenio con la Unión Europea. Con este visité Francia para entrenarme sobre técnicas microquirúrgicas con los franceses, también viajé hacia Bélgica y España. En Italia recibí entrenamiento de una de las figuras más reconocidas en el mundo de la microcirugía reconstructiva y estuve en Finlandia”.

Barranquilla. A la capital atlanticense llegó en 2017, en busca de nuevas oportunidades. Estando aquí empezó a trabajar en la Fundación Campbell, donde sigue ejerciendo la Ortopedia. Alternativamente, realizó su máster que culminó hace dos meses. 

Es de resaltar que en la Campbell viene trabajando en la unidad ortoplástica, con la que busca  adicionar la microcirugía reconstructiva y los colgados libres. 

Para ella el tema de las fracturas por trauma de alta energía es un problema de salud pública en Colombia, pues estima que hay una cantidad significativa de accidentes de tránsito. 

“Estas fracturas han llevado a lesiones graves, principalmente en las extremidades inferiores. Resultan tan graves y tan difíciles de tratar porque involucran el hueso y presentan lesiones en la piel, dejando al descubierto el hueso. Por fortuna existen técnicas avanzadas de microcirugía que permiten que el paciente obtenga buenos resultados, así que la idea es que podamos mezclar parte de la cirugía ortopédica y la cirugía plástica para la colocación de colgados microquirúrgicos”.

Para Ximena lo más importante es salvar vidas y salvar extremidades. Resalta que ha logrado realizar colgados libres, que consiste en el trasplante del tejido de una área del cuerpo con su arteria y vena, hacia el sitio afectado, haciendo una cirugía microvascular en la que se suturan las arterias y las venas del tejido, permitiendo que el flujo de sangre alimente la zona. Además, ha hecho cirugía de peroné vascularizado, en el que toman el tejido blando y parte del hueso del peroné con su arteria y vena, para utilizarlos en defectos óseos grandes.

Agrega que lo más fuerte que puede presenciar en su rol profesional es que, pese a todos los esfuerzos realizados, existan pacientes que pierdan sus extremidades. Especifica que en esta pérdida existen dos dolores: el emocional y el físico.

“No sé cuál de los dos es peor. Las personas dependen de sus extremidades para sobrevivir y llevar el sustento diario a sus hogares. Por fortuna, hemos podido conseguir buenos resultados sin dolor, logrando que los pacientes resulten rehabilitados y funcionales”.

A pesar de que la ortopedia y la traumatología por años fue concebida como una profesión de hombres, Ximena explica que en el presente ese imaginario se ha desvirtuado. Cree que dicha concepción estaba afianzada bajo la idea de que solía relacionársele con una carrera de fuerza y rudeza, no obstante, para muestra un botón, hoy la ejerce así como asegura que hay otras colegas que ostentan el mismo título. A su vez, aclara que la ortopedia no es una especialidad de fuerza, sino de habilidad artística.

Por último, señala que su máster ofrece un programa de educación continua, con el que pueden viajar a otros países para ver lo que otras clínicas desarrollan. Así que, próximamente estará en Finlandia haciendo una inmersión clínica en el Hospital de Helsinki.

Barranquilla para ella...
“Amo la ciudad. Sobre todo porque tengo el mar cerca. Espero poder estar por mucho tiempo”.

Para ella...
“Mi misión es salvar vidas y extremidades. Pienso que lo más importante es el bienestar de los pacientes”.

Temas tratados

Mensaje enviado Satisfactoriamente!
REPORTAR UN ERROR O SUGERENCIA
Ir a EL HERALDO